Todavía recuerdo la primera conversación telefónica con Jesús: quería regalarle a su mujer, África, una sesión de embarazada porque nunca la había visto tan guapa y quería conservar en imágenes esos momentos tan especiales que estaban viviendo. Me hizo mucha gracia que me pidiera que hubiera fotos de África en bañador, se le caía la baba hablando de ella 🙂

África no estaba enterada de la sesión, así que vino al estudio sin saber muy bien para qué. Hablamos un poquito y nos pusimos manos a la obra. Fue una sesión súper entretenida, con una pareja desinhibida, natural y muy risueña. Así da gusto trabajar.

fotografo bodas zaragoza sesion embarazo

fotografo bodas zaragoza sesion embarazo

fotografo bodas zaragoza sesion embarazo

fotografo bodas zaragoza sesion embarazo

fotografo bodas zaragoza sesion embarazo

fotografo bodas zaragoza sesion embarazo

fotografo bodas zaragoza sesion embarazo

La Gran Ilusión: Fotografía artística y social

Be Sociable, Share!